¿Por dónde empezamos para cambiar este desastre?

¿Saben? A mi también me gustaría usar faldas cortas o pantalones pegaditos sin problema.
A veces me pasa que veo chavas vestidas con ropa chiquita y pienso “Cómo se atreve a salir así?” Pero no se enojen conmigo, no es que la juzgue, no es que me espante. La verdad es que me da como “pendiente”, porque sé la clase de país en que vivimos. Una vez vi entrar una chava al Metro Taxqueña con unos mallones blancos. Y dije algo como “¿Qué le pasa, por qué se mete así al metro?” Yo se que se oye pésimo, me oigo a mi misma y parece que la estoy discriminando, pero no me malinterpreten, me angustia la friega que le van a poner a la pobre. Sólo con palabras. Y además de que si se queja, le van a decir que ella tuvo la culpa por meterse con mallones blancos al Metro.

La verdad me da mucha frustración, pues porque se que no está bien sentir eso, porque esto ha llegado a un punto en que nosotras mismas no somos libres porque no nos lo permitimos, porque sabemos que tratar de hacer las cosas de manera diferente nos puede salir peor.

¿Por dónde empezamos para cambiar este desastre?

Por Lic

Contá Conmigo
22+

Author:

3 Responses

Author comments are in a darker gray color for you to easily identify the posts author in the comments

  1. carolina dice:

    Te entiendo completamente, a mi también me pasa, y se que no es por juzgar a las demás, pero yo igual cuando veo en la calle a chicas con minifalda o bien arregladas no puedo evitar preguntarme cuantas veces les habrán faltado el respeto en el día, también las envidio un poco, yo deje de arreglarme, de maquillarme, de usar falda, me visto con ropa holgada que no marque absolutamente nada en mi figura, hago todo lo posible por no salir a la calle y me pregunto como ellas lidian con eso, si sera simplemente que la débil soy yo.

  2. daniela dice:

    Espero que nadie se enoje por este comentario, la verdad es la primera vez que veo esta pagina y no tenia idea de que hubiera tantos casos como los que escriben aqui. Yo la verdad me visto bastante provocativa, uso mallones pegados casi diario y uso transporte publico frequentemente. Aunque seguido me chiflan o suenan el claxon y de vez en cuando me gritan alguna que otra cosa en la calle jamas me han insultado. Me han dado mis arrimones en el metro y metrobus pero nada que no se arregle con un leve empujoncito. Ya no se que pensar, si sere yo demasiado dejada o si he tenido suerte. La verdad no me puedo acordar de que me haya pasado algo que me haya hecho enojar, pero ya me dio miedo con tanta historia…

    • Lic dice:

      Hola Daniela! Pues nadie se enoja contigo. No todas las mujeres somos iguales y de verdad que hay unas a las que se les resbala más que a otras. No creo que seas demasiado dejada, más bien no te clavas tanto con las cosas que te pasan y eso mas bien es algo bueno. El problema no es como uno se lo tome, el problema son algunos hombres que no captan que a las mujeres hay que respetarlas por igual sin importar a quien le afecta más y a quien le afecta menos.

Leave a Reply

Powered by WordPress