Mañanas Incómodas

Todas las mañanas paso por el Konditori de la Zona Rosa y seguido hay un grupo de meseros que invitan a la gente que pasa a consumir ahí. Pero hay uno en particular que cada vez que me ve pasar me dice hola’ y me mira de una manera que me incomoda, aveces hasta me sigue unos pasos y se luce con sus compañeros que se ríen. Cuento esta historia sabiendo que habrán quienes lo consideren subjetivo, para mi no lo es, me causa inseguridad y me da coraje que se rían de mi. (Es delito, claramente lo especifican y lo que este señor hace cabe dentro de la categoría – Miradas Lascivas, permanentes e incómodas al cuerpo)

Lo hacen porque pueden y hoy será la última vez que lo hagan, la
próxima vez los acusaré con el gerente.

Pensándolo bien, no tengo que explicar por qué cuento mi historia. ¿Por qué las mujeres tenemos que justificarnos al denunciar las cosas que nos lastiman? Como si no tuvieran validez, como si fuera nuestra culpa. Como si exageráramos.

Por Daniela

Author:

4 Responses

Author comments are in a darker gray color for you to easily identify the posts author in the comments

  1. carolina dice:

    Me encanta que te des cuenta que no tienes por que justificarte. lei por ahi “si lo siento como acoso, ES acoso” asi de simple.

    un abrazo y sigue luchando.
    y me cuentas como acabo todo despues de informar al gerente(:

  2. Carlos dice:

    Solo esperemos que el gerente no sea igual o peor, de cualquier forma, no te quedes callada.

  3. Daniela dice:

    Por fin se lo dije. Esta mañana hizo lo mismo y enfrente del gerente le dije, “lo voy a reportar si me sigue hablando así”…y típicamente puso cara de inocente y me dijo que así es como le dice a todos los clientes. No lo volverá a hacer, estoy segura.

  4. carolina dice:

    hace poco hice eso con los imbeciles de una construcción, y tampoco lo han vuelto a hacer. ja! cobardes

Leave a Reply

Powered by WordPress